ALONSO BALDRICH: “DIGNO SOLDADO DE LA EMANCIPACIÓN NACIONAL” Por Patricio Mircovich.

El verdadero nacionalismo no debe consistir solamente en combatir a la anarquía y el comunismo para que impere el orden y la jerarquía esenciales para el ejercicio de la libertad, sino que, implica deber de una lucha constante y oposición irreductible contra los trust que monopolizan las fuentes de riqueza para someter a su dominio a los pueblos que incautamente les abren las puertas1

Através del paso de los siglos numerosas son las invasiones que nuestra bendita Patria ha debido soportar.

Las metodologías esgrimidas para invadir fueron evolucionando según la época en que fueron efectivizadas: las hubo armadas, culturales, económicas, políticas, ideológicas, etc.

Aun hoy continuamos soportando la solapada invasión implantada en diferentes estamentos que en cualquier país del primer mundo son las bases que sustentan la nación y que en definitiva nos marcan el lamentable alto grado de dependencia de nuestra Patria, como ser la energía, el petróleo, la tierra, el transporte, las comunicaciones, los controles, el agua, la industria, la obra publica, etc.

Pero las invasiones siempre son contrarrestadas gracias al accionar, en algún caso hasta heroico, de aquellos compatriotas que incansablemente luchan por nuestra libertad a pesar de la falta de compromiso y comprensión de la sociedad que impera cuando suceden este tipo de situaciones.

EL ORIGEN

Hijo de Juan Esteban Baldrich y de Paula Caraballo, Alonso Baldrich, nace el 20 de Enero de 1870 en San Nicolás, cinco años menor que su hermano mayor Juan Amadeo, seguido de su hermana Lucrecia.

Estudia en la Escuela Normal de Paraná y finaliza en Rosario, para luego alistarse en el Batallón Primero de Línea. A principios de 1889 ingresa como cadete externo en el Colegio Militar. Participa, por mera lealtad a las autoridades constiutidas en la Revolucion del Parque (Julio de 1890). Abundan en su carrera militar las excelentes calificaciones. En su ultimo año como cadete es designado escribiente sumariante  en actuación de justicia militar. Ante una avivada de capitán que no respeta una disposición le anticipa

cuando me reciba de oficial lo retaré a duelo2.

lo que le provoca tres meses de prisión. Dicho acontecimiento lo lleva a querer tomar la decisión de pedir la baja. Es en este preciso momento donde intercede su hermano Juan Amadeo quien lo convence de no abandonar :

Vamos, hombre, muchacho, niño, loco, diablo, demonio! Ponte en tratamiento, sana pronto y bien de tus dos cosas y sigue, por Cristo! Antes de colgar la espada, piénsalo muchas veces y cuando estés decidió del todo, lo piensas otra vez más y no lo harás aseguro3.

El profundo amor por la patria pudo mas que la prepotencia injusta y aristocrática militar, mucho tiempo después llega a alcanzar las palmas de General de la Nación

BALDRICH: EL COMPAÑERO,  EL LUCHADOR

Es natural que los grandes guerreros siempre cuenten a su lado con ese incansable compañero de mil batallas. Y Mosconi, el “General” de nuestro petróleo, no fue la excepción de la regla. Él también contó con ese fiel compañero que bien supo interpretar y ejecutar el mensaje que cargaba esta lucha.

Desconocido por muchos, admirados por unos pocos, el general Alonso Baldrich supo mediante su pensamiento, y por sobre todo su comportamiento, honrar la palabra “compañero”.

Y sin lugar a dudas la decidida lucha por nuestra Independencia Económica es lo que sentencia al Gral. Baldrich a la desmemoria abrupta de muchos dirigentes y políticos, que son ni mas ni menos quienes solapadamente continúan sosteniendo a la superviviente oligarquía vendepatria.

Es nuestro deber, además de recordarlo a través de la tarea efectivamente cristalizada en lo que en su momento llegó a ser nuestra querida YPF y fundada en los datos históricos que no dejan mentir a nadie, recordar el pensamiento motor de quienes escribieron esta parte de la historia.

Por ello queremos hoy, más que su obra, recordar el pensamiento motor que llevó a este compatriota a hacer lo que realmente hizo por su Patria, que en definitiva provoca la lucha: su claro Pensamiento Nacionalista.

¿PORQUE YPF?

Hubo un tiempo en que hablar de ejemplo de explotación petrolífera a nivel mundial, por calidad y administración,  era sinónimo de Yacimientos Petrolíferos Fiscales. Y esto no fue el resultado de un iluminado sino que por el contrario es la lucha efectiva por nuestra Independencia económica de grandes Patriotas entre los que sobresale, sin lugar a dudas la del General Enrique Mosconi.  YPF se convertía en esa gran mina de oro codiciada por los históricos imperios invasores.

La pelea interna entre quienes solapadamente pretendían incrementar sus arcas a través de la  entrega al extranjero de nuestro petróleo y aquellos que pretendían establecer una honorable Ley de Nacionalización era la causa que encabezaban aquellos compatriotas convencidos que nacionalizar era, y es, sinónimo de independizar.

La República Argentina tendrá, con la propiedad nacional de su petróleo, uno de los elementos básicos de su defensa nacional. Y el control del Estado en su explotación y distribución, asegurará la tranquilidad necesaria a su progreso, bienestar y prosperidad económica… Porque al combustible deben su potencia y riqueza la Inglaterra del carbón, y los Estados Unidos y la Inglaterra del petróleo4.

Una mirada a la actualidad actividad petrolífera bien puede responder más de una duda.

La industria petrolera estatal resulta esencial para promover el desarrollo industrial argentino, prevenir el dominio extranjero sobre el petróleo del país y garantizar la seguridad militar nacional5.

BALDRICH, LA CONCIENCIA DEL PETROLEO Y LA ECONOMIA

Comprender el alto contenido Nacional de las palabras de Baldrich en cuestiones tan postergadas hoy en día es comenzar vislumbrar el camino a recorrer en la verdadera carrera por nuestra definitiva independencia.

En todas partes se cree como dogma económico que el capital extranjero es indispensable para el desarrollo de los recursos naturales, y nadie parece advertir que ese desarrollo hace rico a los extranjeros y deja más pobres que antes a los naturales; y que lo que se necesita es la organización interna del propio capital 6

La invasión por parte de intereses económicos foráneos, asociados a los infaltables intereses cipayos y entregadores de adentro, y que hoy podemos ver  enquistados en el actual escenario petrolífero, es en definitiva la causa que incentivara la lucha de este gran General.

Me acusan… por haber dicho con honrada franqueza el peligro que significa la penetración de la indeseable compañía que ha invadido el norte argentino, de donde es deber y previsión patriótica sacarla7.

Ya en una conferencia dictada el 25 de junio de 1927 denunciará con sana avidez y preocupación

Mírese a Salta y Jujuy, donde ya ha puesto sus tentáculos el coloso de la Standard Oil, que viene del Norte, después de haber acaparado 5 millones de hectáreas en Bolivia, y qué sé yo cuántas en el Perú8.

Era necesario para  la lucha por la defensa del petróleo refrendar una Ley concebida y ejecutada de forma nacional. Esta anhelada Ley de Nacionalización del Petróleo tenía como cabeza el pedido de los generales industrialistas, pero sobre todo nacionalistas, Baldrich y Mosconi quienes solicitaban la implementación de los siguientes puntos:

Nacionalización de todo el combustible, Monopolio estatal de la explotación, Control estatal de la exploración, Monopolio estatal del transporte del combustible, Autonomía de YPF, Prohibición de transferir las concesiones.9

Contra la negativa de bastos sectores con profundos y solapados intereses antinacionales  sale la Ley de Nacionalización del Petróleo en 1927. Obtiene Irigoyen la media Sanción Cámara de Diputados del Anteproyecto de la mencionada Ley que contemplaba entre otras: Monopolio del Estado Exploración, Explotación y Transporte pero: no comercialización e importación, Monopolio de transporte, Prohibición de exportar hasta abastecer el consumo interno, Regalías del 10% a favor del estado.

EL FUTURO, Y LA IMPORTANCIA DE LA DEFENSA

Maldita la hora en que llegaron. Bendita, mil veces bendita, la hora en que se van…

Convencidos que en los momentos actuales no cabe sobre este tema posiciones dubitativas, ni de gobernantes, ni de dirigentes, ni empresarios nacionales, ni el pueblo, creemos tal como lo expresaba el Gral. Alonso Baldrich que:

…los pueblos no resuelven sus problemas económicos y sociales ni con metafísicos ni abstractos, ni con los aduladores del capital imperialista, ni con los indiferentes que silencian abusos y defectos, en vez de atacarlos, ni con aquellos de patriotismo meramente literario que nada vale, si un discurso empenachado no es seguido de diez escuelas en que se continúe enseñando a no renegar del suelo en que se nace…10.

Hay quienes piensan la historia como ciclos que se vuelven a repetir transcurrido determinados tiempos. Nosotros por el contrario pensamos que nuestra historia no es cíclica, si no continua. La entrega por la cual siempre debieron pelear patriotas como el general Baldrich continúa desde el propio nacimiento de nuestra patria. Hubo momentos donde se peleó y se consiguió mas que en otros, pero la realidad indica que los tiempos de libertad son en definitiva incomparables con el gran tiempo de dependencia y opresión.

A través de este tipo de documentos nos empecinamos en promover, por convicción y por pura testarudez, a que nuestros hermanos definitivamente conozcan los verdaderos héroes nacionales, sin mitos ni editoriales que sorprendentemente se ocupan de la historia como si de una novela de ciencia ficción se tratase. Ell éxito de ello estará delimitando la definitiva libertad de nuestra tierra, la soberanía política, la independencia económica y la justicia social que tanto anhelamos.

Los ricos que no saben usar de sus riquezas son de una pobreza incurable, porque es pobreza de espíritu. Jenofonte

Referencias

  1. Título de Folleto de FORJA invitando a sus adherentes y simpatizantes al sepelio de los restos del Gral.  Mosconi fallecido el 4 de Junio de 1940. Bien pudo ser extensiva al hoy homenajeado Gral. Alonso Baldrich.
  2. “La defensa del petróleo”, Alonso Baldrich, pág. 34.
  3. Carta enviada por su hermano Juan Amadeo Baldrich. Fuente:”El Gral. Baldrich y la defensa del petróleo argentino”, Raúl Larra, Editorial Mariano Moreno.
  4. “La defensa del Petróleo”, Alonso Baldric
  5. «El Gral. Baldrich y la defensa del petróleo argentino”, Raúl Larra, Editorial Mariano Moreno
  6. ”El Gral. Baldrich y la defensa del petróleo argentino”, Raúl Larra, Editorial Mariano Moreno
  7. ”El Gral. Baldrich y la defensa del petróleo argentino”, Raúl Larra, Editorial Mariano Moreno
  8. http://www.causapopular.com.ar/article971.html
  9. http://www.causapopular.com.ar/article971.html
  10. ”El Gral. Baldrich y la defensa del petróleo argentino”, Raúl Larra, Editorial Mariano Moreno
Ordenar por:  Date Rating
This entry was posted in Patricio Mircovich. Bookmark the permalink.
Loading Facebook Comments ...

Deja un comentario